Alerta No. 045-2019

Comité por la Libre Expresión (C-Libre).- Las acciones de protesta  convocadas por los gremios médico y magisterial, aglutinados en la Plataforma por la Defensa de la Salud y Educación, fueron reprimidas violentamente por fuerzas policiales los días 29 y 30 de abril en distintos puntos del país, especialmente en Tegucigalpa.

Desde horas tempranas de este lunes, los accesos hacia la sede del Poder Legislativo, amanecieron acordonadas por miembros de la Policía Nacional y el Tropa Especial y Grupos de Respuesta Especial en Seguridad (TIGRES); especialmente los puentes Mallol, Soberanía y La Isla.

Sin embargo, fue hasta que llegó una movilización de estudiantes universitarios en respaldo a las acciones de ambos gremios, que la fuerza pública inició a lanzar gas lacrimógeno hacia las y los manifestantes ya reunimos.

En horas del mediodía, lanzaron el químico contra la manifestación que se resguardaba en el Parque Central de Tegucigalpa. Pese a que, en el lugar se encontraban menores de edad y medios de comunicación, continuaron lanzando el gas hasta tener el control de la plaza central.

Posteriormente, como lo comprobó C-Libre en un monitoreo en la zona, las fuerzas policiales persiguieron a los y las manifestantes por las calles que conducen hacia el Barrio Guanacaste y la Avenida Cervantes.

En el último lugar, la gente se resguardó en la sede del Comité de Familiares de Detenidos Desaparecidos en Honduras (COFADEH); hasta donde el contingente policial lanzó gas y chorros de agua con su tanqueta anti movilizaciones, en afán de intimidar a la organización, tal como lo denunció su coordinadora general, Berta Oliva.

Tres personas estaban confirmadas como detenidas en la Posta policial del Barrio “El Manchén”, de acuerdo a organizaciones defensoras de derechos humanos, sus nombres son: Josué Farid Aguilar (17), Junior Omar Zelaya (19) y Kendal Zepeda (18), quienes en  horas de la noche fueron liberados.

Para este martes, mientras una movilización salió desde la universidad Pedagógica nacional, llegando en primera instancia a la sede del Comisionado Nacional de los Derechos Humanos (CONADEH) y finalizando en la Oficina del Alto Comisionado de Naciones Unidas para los Derechos Humanos (OACNUDH), un grupo de manifestantes organizó una protesta en el centro de la capital y nuevamente fueron gaseados por la fuerza pública.

Sin embargo, C-Libre constató la detención de cuatro personas, que fueron trasladadas hacia la parte de abajo del Congreso Nacional, misma táctica que utilizaron en el Golpe de Estado del año 2009.

El equipo legal de C-Libre interpuso en las últimas horas de este martes, un recurso de Habeas Corpus “Exhibición Personal” en favor de Juan Carlos Mendoza, Harvin Misael Cardona, Oscar Leonel Beltrán García y una menor de edad conocida como Nicole, detenidos y detenidas en el Parque Central de Tegucigalpa y la menor en el Parque “Los dolores”. En el caso de Misael Cardona, fue puesto en libertad en horas de la noche, tras permanecer detenido en las celdas de la Jefatura Metropolitana No. uno (Core 7).

Durante la noche, siempre del martes, Policías lanzaron gas lacrimógeno en dirección hacia las viviendas de las colonias Villanueva y Hato de Enmedio; causando daños a las y los habitantes de las referidas colonias. Esto luego que la ciudadanía realizaba tomas de carretera y fueron perseguidos por los uniformados.

En un comunicado conjunto de la Comisión Interamericana de derechos Humanos (CIDH) y la Oficina del Alto Comisionado de Naciones Unidas para los Derechos Humanos en Honduras (OACNUDH), recordaron a las autoridades del país “su deber de garantizar “en todo momento” el ejercicio del derecho a la reunión pacífica, el derecho a la libertad de opinión y expresión, así como a participar en la dirección de los asuntos públicos y a defender los derechos”.

 

0
0
0
s2smodern