Alerta No. 055-2019

Comité por la Libre Expresión (C-Libre).- Diferentes acciones de protesta convocadas desde la Plataforma por la Defensa de la Salud y la Educación, fueron objeto de represión por parte de fuerzas policiales en tres puntos del país, este miércoles 22 de mayo.

Una de ellas fue la movilización estudiantil que inició su recorrido frente a las instalaciones del Instituto Nacional de Formación Profesional (INFOP), en el boulevard Centroamérica hacia las instalaciones del Congreso Nacional, en el centro de Tegucigalpa.

Al finalizar la movilización, frente al edificio donde funciona el Poder Legislativo, la Policía Nacional y de la Tropa de Inteligencia y Respuesta Especial (TIGRES), comenzaron a lanzar -como ha sido costumbre- bombas lacrimógenas hacia el estudiantado, quienes se replegaron en el parque central.

“Quieren privatizar la educación y la salud, quieren que paguemos el estudio y no podemos, hay estudiantes que usan el mismo uniforme del año pasado y se movilizan con pasaje que personas buenas les dan”, manifestó un estudiante al periódico Defensores en Línea.

En su nota, el periódico especializado en derechos humanos, mencionó que un oficial, de apellido Mejía, ordenaba para que, en grupos de diez, se movieran por los alrededores del centro de la ciudad.

Los trabajadores y trabajadoras de la salud, así como el sector docente, han conformado la Plataforma por la Defensa de la Educación y la Salud, en la que exige la eliminación de los decretos de emergencia, donde se instalan Comisiones Especiales para la Trasformación de ambos sectores.

Un informe de la Relatoría Especial para la Libertad de expresión, de la Comisión Interamericana de derechos Humanos (RELE-CIDH) sobre protestas callejeras, habla que las manifestaciones públicas “los cortes de vías de comunicación o las reuniones públicas son el único mecanismo disponible para amplios sectores de la sociedad que no tienen o ven enormemente dificultado el acceso a los medios de comunicación masiva”.

0
0
0
s2smodern