Alerta 092-2018

Comité por la Libre Expresión (C-Libre).-  Estudiantes de la zona norte, sur y centro de Honduras, fueron víctimas de represión policial y militar durante los desfiles de las fiestas patrias número 197.

El día sábado 15 de septiembre del año 2018, en el marco de los desfiles de los colegiales oficializados y convocados por los gobernantes a nivel nacional para festejar la independencia patria en Honduras,  estudiantes fueron reprimidos por hacer uso de su derecho a expresarse libremente.

La intolerancia policial y militar conllevo al abuso del gas lacrimógeno contra estudiantes que se atrevieron a manifestarse en contra de Juan Orlando Hernández (JOH). Para el caso, en la ciudad industrial de San Pedro Sula en la zona norte del país, frente a la estatua del General Francisco Morazán los colegiales fueron dispersados a punta de gas lacrimógeno y balas de goma, para evitar se acercaran al sector donde se desarrollaban los actos oficiales del 15 de septiembre de dicha ciudad.

(https://www.facebook.com/libertaddigitalnews/videos/268766547098550/UzpfSTEwMDAwMDQ2MzgyMjgxODoyNzk4MzUwMjE2ODU3MDc4/)

En la zona central de país, justamente en la ciudad capital de Tegucigalpa al interior del Estadio Nacional Tiburcio Carias Andino en Tegucigalpa, dos jóvenes fueron detenidos por la Policía Nacional bajo el argumento de “Faltarle el respeto a la autoridad”, al momento de exhibir un rotulo con la leyenda “Fuera JOH”

“Nos acaban de detener por sacar un rotulo en dos ocasiones en ningún momento obligamos o agredimos a ninguna personas, solo hicimos uso de nuestro derecho a la libertad de expresión, nos aislaron, no nos han dicho nuestros cargos o para adonde nos van a llevar, dejamos este video de evidencia pues se supone que estamos en un Estado de derecho, les pedimos que nos sigan la pista  porque no sabemos que nos puede pasar”, denuncio uno de los jóvenes detenidos por protestar. ( (https://www.facebook.com/sergioalbeli.florespavon/videos/pcb.2090041777681719/2090038454348718/?type=3&theater).

Mientras lo jóvenes eran retenidos en la parte baja del estadio, en el portón 15 del sector de las gradas la policía lanzo gas lacrimógeno a un grupo de estudiantes que inicio a gritar “Fuera Joh”, lamentablemente la acción represiva de los uniformados ocasiono una estampida humana que dio como resultado múltiples lesiones a los presentes y desde luego daños físicos en consecuencia de los efectos del gas.

(https://www.facebook.com/maurizio.montoya.18/videos/389360911598304/?hc_ref=ARQ0Kwa_fM7o9_K7DP5nU61RQ2tnVlkKHmKPSxhJigG2_H2wlj52xlPxqmZ8eXldkT0&fref=nf&__xts__[0]=68.ARCR57WoeiPoJkEUgG_DulD4GO8h0XfhQX6CTFhvj78Xh6ouoakKaHb6mVOzhavWVd8Aj0K74AKPnmitOpQs2HQqkOn73TzUVtlQGe78ZO3B2I3jwk-BXnKueOHG-yGU_UeGxMVMl0sVRumhaInmJ1gr0650UQgGR4Zec6PuMOWxoWcecHzd&__tn__=C-R)

 

En respuesta a la represión en el estadio Carias Andino, el portavoz de la Policía Nacional Jair Meza, aseveró que “las bombas lacrimógenas fueron lanzadas por los mismos estudiantes”, de acuerdo al uniformado ellos tienen conocimientos que eran miembros del Movimiento Estudiantil Universitario (MEU), los responsables al tiempo de también atribuir la acción a problemas sociales de los estudiantes del  Instituto Central Vicente Cáceres.

En tanto en la ciudad de Choluteca en la zona sur de Honduras, los colegiales igualmente fueron reprimidos a punta de gas lacrimógeno y tanquetas de agua en el sector aledaño a la concha acústica del municipio.

El artículo trece de la Convención Americana de Derechos Humanos de la Organización de Estados Americanos (OEA), expresa de forma clara, que “Toda persona tiene derecho a la libertad de pensamiento y de expresión. Este derecho comprende la libertad de buscar, recibir y difundir informaciones e ideas de toda índole, sin consideración de fronteras, ya sea oralmente, por escrito o en forma impresa o artística, o por cualquier otro procedimiento de su elección”.


0
0
0
s2smodern